Lo veo lo leo y me lo creo

4 sencillas formas de sanar tu digestión y desintoxicar tu cuerpo naturalmente y sin medicamentos

El estrés, la comida  y los hábitos poco saludables pueden hacer que nuestro cuerpo se inflame interiormente provocando desajustes muy molestos. La mayoría de las personas recurre a los típicos y tradicionales fármacos para aliviar los males, pero lo cierto es que la naturaleza nos brinda los mejores ingredientes para sanar.

Probablemente haz escuchado sobre los jugos “detox”. Ahora están cada vez más de moda esos jugos de vegetales y frutas prensados en frío que prometen liberar el cuerpo de toxinas. Pero lo cierto es que eso es sólo un mito ya que no hay investigaciones científicas que comprueben que tomar litros de jugo de espinacas y jengibre ayuden a desintoxicar.

El cuerpo tiene mecanismos de desintoxicación, entre ellos el hígado, los riñones y el sistema gastrointestinal. Tomar algún tipo de solución (como los jugos detox) no va a mejorar el funcionamiento de estos órganos, por lo que la premisa de la ‘desintoxicación’ es inexacta”, dijo Joy Dubos, doctora de la Academia de Nutrición y Dietética de Estados Unidos, a la revista TIME.

El cuerpo está hecho para botar solo aquellas toxinas, pero lo que sí es cierto es que hay cuatro formas naturales comprobadas de que ayudan y aceleran positivamente este proceso.

Son muchísimo más sencillas de lo que piensas y muy efectivas de acuerdo al sitio web de salud Health de la revista Time:

1. Agua con limón

Shutterstock

Tomar abundante agua es muy bueno porque ayudas a los riñones a funcionar mejor, evitando los molestos cálculos renales. Y si además lo haces con limón, estarás contribuyendo positivamente a la función del hígado. El limón y todo lo cítrico impulsa a este órgano a crear más enzimas necesarias para la digestión.

2. Toma té

Shutterstock

Si eres de los malos para tomar agua, una buena solución es tomar té. No importa si el agua es tibia o si el té es diurético. Siempre ayuda a la hidratación.

3. Haz ejercicio

Shutterstock

Sí, probablemente lo haz escuchado millones de veces. Pero es la verdad. No hay nada más eficaz para liberar toxinas que al ejercitarse. Mejora la circulación de la sangre y libera endorfinas que luchan contra el malestar general.

4. Come porciones pequeñas y lento

Shutterstock

Darle mucha comida a nuestro organismo y más aún rápido es el peor favor que le podemos hacer. Se obliga a que el sistema digestivo trabaje mas rápido y se provoca hinchazón.

¿Te atreves a probarlo?

SFuente

Deja una respuesta

Su dirección de correo electrónico no será publicada.