Lo veo lo leo y me lo creo

6 consejos muy sencillos para preparar un sándwich delicioso, más sano y con menos calorías

Los sándwiches son, para muchos, parte de la base de su pirámide nutricional. Son muy versátiles, extremadamente deliciosos, prácticos de transportar y consumir y… de vez en cuando, no tan sanos y extra calóricos. Cualquier persona que tenga ganas de comer un poco mejor y disminuir los gramos de colesterol malo o grasas saturadas en su dieta pensaría que tiene que dejar ir a su amado sándwich y reemplazarlo por avena o fruta, pero la verdad es que no es así. La clave está en qué pan eliges, cómo lo armas y qué elementos decides poner en su interior.

Estos siete consejos te demostrarán que todos los días puedes disfrutar un rico sándwich para el desayuno y que no es necesario decirles adiós. Las siguientes opiniones pertenecen a Amy Gorin, nutricionista que habló con el portal Self sobre este tema.

1. Si no quieres cambiarle nada pero quieres que sea más sano: ojo con los condimentos

De vez en cuando lo único que tenemos que hacer con nuestro sándwich es dejar de llenarlo de mayonesa, salsa de tomate, mostaza, salsa BBQ, salsa ranch y otros. Dichas salsas suelen tener ingredientes extras que no quieres en tu sándwich, como grasas saturadas o niveles elevados de sodio.


2. Si quieres aumentar la sensación de saciedad: añade un huevo

De preferencia, cocido. Lo anterior permite añadir hasta seis gramos de proteína extra y mucho sabor.


3. Si quieres bajar los gramos de grasa: evita los embutidos

#SandwichDeJamon #tip cómo acomodes el #jamon hace toda la diferencia, #SandwichDeSemana #WdYet #HazSandwich

A post shared by Gourmet Expreso (@gourmetexpreso) on Aug 26, 2015 at 8:12am PDT

Si es embutido, entonces déjalo ir o escoge una versión más baja en grasas y en sodio como el jamón de pavo cocido.


4. Si quieres bajar un poco las calorías: usa pan pita

#pita #pitasandwich #test #ramen #ramennoodles

A post shared by Shingo Higashi (@ramen_naruto_azusa) on Jul 26, 2017 at 3:32pm PDT

El pan pita integral tiene un poco menos de calorías que el pan normal. Si bien Gorin indica que la diferencia es de cerca de 10 calorías entre una porción de pan integral y un pan pita integral, vale la pena tomarlo en cuenta si eres de esos que se comen cuatro de estos panecillos al día o si estás buscando de formas simples de comenzar a cambiar tus hábitos lentamente.


5. Si quieres bajar la cantidad de carbohidratos: reemplázalo por un wrap verde

En este caso, la nutricionista se refiere a usar una hoja de lechuga para crear un wrap menos calórico. Si lo anterior parece demasiado, entonces puedes optar por reemplazar el pan por una tortilla de harina integral.


6. Si aún te quedan dudas: añade más vegetales

Una buena forma de mejorar el perfil nutricional de un sándwich es añadir más de los mismos vegetales que comerías en una ensalada. Los tomates, las zanahorias, los pepinos y la espinaca son opciones que siempre quedan bien en un pan.

¿Y tú? ¿Amas el pan por sobre todas las cosas?

SFuente

Deja una respuesta

Su dirección de correo electrónico no será publicada.