Lo veo lo leo y me lo creo

Construyeron una habitación bajo las escaleras para su perro. Resultó mejor de lo que esperaban

Hay perros que definitivamente son parte de la familia y sus dueños harían todo por ellos. Eso pensó la familia de esta perrita cuando se enteraron de que un bebé llegaría a casa. Creyeron que su perrita se sentiría desplazada y no querían que eso sucediera por nada del mundo, así que se pusieron manos a la obra y construyeron un lugar perfecto para ella.

Hasta hace unos meses, Molly había sido el bebé de la casa.

Facebook @Emma McGowan

Luego, Emma McGowan quedó embarazada y Michael, su marido, temió que la perrita se sintiera de lado y se le ocurrió una genial idea: como el bebé humano tendría su propio dormitorio, él quería que Molly también tuviera el suyo.

Empezó a buscar el lugar perfecto para construir y descubrió un espacio cerca de la cocina.

“Esperaba que hubiera algún espacio perdido detrás de la escalera, pero no estaba seguro de cuán grande”, dijo Michael. Pero estaba en lo correcto. Eran 4 metros cuadrados sólo para Molly.

Facebook @Michael McGowan


Con ayuda de un maestro, solo en un principio, Michael terminó de poner el marco de la puerta y poner los enchufes que necesitaba para que hubiese iluminación. Luego, agregó yeso, el piso, papel tapiz y algunas capas de pintura.

Rápidamente el dormitorio comenzó a tomar forma.

Facebook @Michael McGowan

Y Molly inspeccionaba asombrada el trabajo de su padre.

Una vez construido, Michael quiso convertirlo en un lugar lo más acogedor posible. Así que agregó una lámpara, juguetes para perros y colgó algunas fotos de Molly con sus amigos.

Facebook @Michael McGowan
Facebook @Michael McGowan

También agregó una almohada y un sofá para que la perrita descansara muy cómoda.

Facebook @Michael McGowan
Facebook @Michael McGowan


La habitación estuvo lista en dos semanas. Y Molly estaba realmente feliz“Afortunadamente, después de todo el esfuerzo, le encanta dormir aquí, y siempre corre a elegir juguetes entre su colección cuando llegan visitasDefinitivamente es un miembro de la familia“, dijo Michael. “Sabemos lo importante que es para ella sentirse cómoda y tener su propio espacio“.

Facebook @Michael McGowan
Facebook @Michael McGowan
Facebook @Michael McGowan

Pero este no fue el único regalo que consiguió la perrita. Ahora tiene una nueva hermana con quien jugar y se llevan muy bien.

Facebook @Michael McGowan

Ahora cada vez que Molly quiere su privacidad, se acurruca en su dormitorio.

SFuente

Deja una respuesta

Su dirección de correo electrónico no será publicada.