Lo veo lo leo y me lo creo

Estos 24 hombres mantuvieron engañada a toda la prensa inglesa durante la Copa del Mundo

Si las entrevistas televisivas futboleras son aburridas y monótonas para nosotros, que las vemos de vez en cuando en el resumen deportivo de la semana, imaginen como debe ser para los mismos jugadores, que fecha a fecha deben explicar lo unido que está el plantel o lo mentalizados que están para el siguiente duelo. Ahora imaginen esta tediosa actividad durante el Mundial: simplemente agotador.

Por ello, durante el desarrollo de la Copa del Mundo de Francia 1998, la selección inglesa de iconos como Alan Shearer y David Beckham, decidió tomar el toro por las astas y darle una vuelta a la aburrida tradición.

Aprovechando que, en pos de hacer sentir a los jugadores en casa, y así acabar de una vez por todas con la sequía que mantienen desde 1966 -dejaré las polémicas de dicha coronación para otra oportunidad-, la plantilla estaba recibiendo la afamada revista NME -New Musical Express-, lanzada en 1952 y una de las principales vías de administración de lo último en música británica. Gracias a que cada miércoles aparecía en las habitaciones de la concentración, los ingleses tenían un fluido manejo de la cultura pop, y decidieron realizar una inédita apuesta. 

Tottenham Hotspur

Cada integrante de la selección colocaría 100 libras en un pozo común, el que iría a dar a las manos de quien fuera capaz de “infiltrar” la mayor cantidad de títulos de canciones en las “dichosas” entrevistas.

Y el desafío tendría otro obstáculo, con el fin de darle aún más sazón al asunto. Sólo se podrían decir las canciones de un sólo artista, el cual sería definido previamente mediante un pequeño sorteo de sombrero. La NME se convertía así en un arma de destrucción masiva.

Y así fue como Gareth Southgate, en una entrevista con ITV, y consultado por el clima en las instalaciones de entrenamiento, le dijo al periodista Bob Wilson “No es el Club Tropicana Bob, llueve todo el día…” -Club Tropicana de Wham!-. Luego, le consultaron sobre una posible alineación ante Túnez, a lo que Gareth contestó que “no recibiría ningún ‘susurro imprudente’ -Careless Whisper, de George Michael, voz de Wham!- de su parte”. Genio. 

El juego fue tomando forma tal como una bola de nieve descendiendo en la montaña, y con el pasar de los días fueron dándose más situaciones similares. Incluso el capitán Alan Shearer celebró levantando el puño al aire, tras pronunciar “contra todos los pronósticos -“against all odds”, éxito de Phill Collins- de manera prácticamente accidental.

AP

Ni el DT Glen Hoodle se quedó fuera, ya que pudo incluir “Steppin’ Stone” durante un clásica sesión periodística. Pero, ¿quién ganó? Nunca se confirmó, pero si se supo que Tony Adams fue el más destacado competidor. Gracias al alto conocimiento musical que poseía logró hazañas memorables, como insertar 4 canciones de los Beatles en una sola entrevista -“Get back”, “Something”, “Let it be” y “With a little help of my friends”.

Pero sin duda lo más cómico fue que la prensa no se dio por enterada hasta un tiempo después. En dicha ocasión, el reportero le consultó a Alan Shearer por la veracidad del asunto, a lo que el capitán le replicó “es sólo tu imaginación”, y una carcajada. La respuesta era una clara alusión a “It’s just your imagination”, de The Temptations.  

AllSport

Pero faltaba el broche de oro. Tras la Copa del Mundo, que significó un nuevo fracaso para el elenco británico, Shearer nuevamente fue consultado por el tema en cuestión. “No, ya todo se terminó” declaró. Tal como la canción de los Rolling Stones, “It’s all over now”. 

SFuente

Deja una respuesta

Su dirección de correo electrónico no será publicada.