Lo veo lo leo y me lo creo

Las idílicas vacaciones de Cristiano Ronaldo y Georgina en Saint-Tropez. ¡Qué cuerpazos!

Desde que Cristiano llegó a Italia para jugar en la Juventus, la familia del futbolista está más cómoda que nunca. Con Georgina paseándose como ama y señora en el Festival de Venecia y, ahora, disfrutando de los maravillosos paisajes de la Costa Azul, pareciera que CR7 y compañía están viviendo una “segunda luna de miel”. 

Aprovechando que el ariete no jugaría por Portugal en esta fecha FIFA, se tomaron un descanso como “familia” -sólo viajó Cristiano Junior junto a la pareja- y recorrieron los balnearios que ofrece esa zona, pasando por Mónaco y llegando hasta Saint-Tropez, donde lucieron sus envidiables figuras. 

View this post on Instagram

Vitamina D 👀👁💕🏊🏼‍♂️

A post shared by Cristiano Ronaldo (@cristiano) on

Mientras el astro del balompié dejaba ver sus tonificados abdominales, pectorales -y todo, en realidad- a la luz del sol francés, su pareja y madre de la pequeña Alana Martina mostraba sus infartantes curvas en un diminuto bikini rojo. El pequeño Cristiano, por su parte, disfrutaba codo a codo las actividades con sus padres, las que fueron desde paseos en paddle surf, en barco y hasta en motos acuáticas.

The Grosby Group
The Grosby Group
The Grosby Group

Pero no todo es tan lindo en el paraíso. Hace unos días, la familia paterna de Georgina Rodríguez -de origen argentino- le reclamaba a la mujer por “haberlos abandonado” en Murcia, donde están establecidos e incluso, al más puro estilo de los Markle, le han reclamado que no visita a su padre, quien está complicado de salud en Argentina. 

Aún así, poco pareciera importarle al trío que, como bien muestran las fotos, parecen estar más felices que nunca. 

SFuente

Deja una respuesta

Su dirección de correo electrónico no será publicada.