Lo veo lo leo y me lo creo

Madre quiere cambiar de género a su hijo de 6 años. Antes de decir algo, tienes que leer su historia

Dexter Jones es un niño como cualquiera, esbelto, delgado, con una hermosa sonrisa y un apetito voraz. Adora Harry Potter con su alma, se sabe todos los hechizos y magos del mundo mágico. También, sueña con correr algún día en los Juegos Olímpicos. Para la ocasión se vistió con una preciosa camisa azul polo y pantalones vaqueros, y actúa como un niño común y corriente de seis años. Nadie, absolutamente nadie sospecharía que Dexter nació siendo una niña.

Hace tres años, sin preguntarle antes a su madre, Mienna, Talia anunció que era un niño. No es que quisiera ser uno, sino que en realidad lo era. Ahora y siempre.

Damien McFadden

Mienna, una niñera de 44 años de edad, no se sorprendió. Talia, dice ella, en ese entonces 3 años, había criticado su género asignado desde que era una niña pequeña, evitando vestidos y muñecas y comportándose como un niño pequeño. Talia estaba siendo Talia, ella pensó, y crecería algún día.

Pero a los 5, Talia se había ido para siempre. Ella declaró un día que en realidad era Dexter (un nombre de un niño que admiraba en la escuela) y que sería un hombre de ahora en adelante.

Fue apoyado por su familia, profesores y médicos, donde luego Dexter sería remitido al Centro Tavistock en Londres, una clínica para niños transgénero, y se convirtió en uno de sus pacientes más jóvenes.

Mienna fue informada de que Dexter tenía “disforia de género”, una condición donde experimentan angustia por su sexo. Si todavía sigue así al llevar a la pubertad, se le podrían dar drogas para bloquear los cambios y facilitar la transición para convertirse en un hombre cuando sea grande. Este sería un viaje largo y doloroso, y está empezando demasiado temprano.

Damien McFadden

El problema es que muchos se sienten perturbados por lo que le sucede a este niño. ¿No es demasiado joven para cuestionar su género? ¿No es demasiado joven para tomar pastillas? ¿Cómo puede su madre estar tan segura? ¿No le preocupa el daño psicológico que le puede hacer?

La madre admite que no está completamente se gura. “Pero para mí, sería profundamente incorrecto obligar a Dexter a vivir como Talia, porque era muy infeliz”.

“Estoy agradecida de que estamos tratando con él ahora. Deber ser un tormento absoluto saber que eres transgénero durante los difíciles años de la adolescencia. El tema de la identidad de género en la infancia se ha convertido en uno de los más polémicos de nuestro tiempo”.

Mienna dice que no planea criar a sus hijos de género neutro, pero que a los 2 años Talia odiaba los vestidos y arrastraría a su madre a la tienda con playeras de dinosaurio.

“Odiaba “Frozen” y adoraba “ET” dice Mienna. Casi todos sus amigos eran chicos y jamás se identificó con las chicas.

“Cuando le decía que era una ‘buena chica, ella protestaba y decía: ‘no soy una chica, soy un chico’”.

Damien McFadden

Cuando un amigo le sugirió que Talia podía ser transgénero, Mienna en un principio lo negó.

“Yo también era algo machorra de pequeña y pensé que ella podría serlo. Nunca se me pasó por la cabeza que fuera transgénero, pero ella era cada vez más infeliz”.

Un mes después, Mienna cedió a las súplicas de Talia de cortarse el cabello hasta que, a sus cinco años, la pequeña hizo el anuncio de que sería Dexter.

Cuando se reunieron con la maestra de Dexter, esta le dijo al resto de la clase que Talia debía ser llamado como “Dexter”, a lo que uno de sus compañeros respondió: “Sabemos que Tali es niño. ¿Podemos salir a jugar ahora?“.

Aunque algunos le puede preocupar que Dexter “anime” a otros alumnos de la escuela a preguntarse su propio sexo, a su madre esto no le afecta.

Esto no es alguno que uno se cuestiona” dice, “es algo que sientes. Dexter nunca se ha dicho que quiere ser un niño. Dice que es un niño. Es diferente que ser fluido de género, pasando por una fase o ser marimacha”.

En cualquier caso, ella dice que los padres han sido de increíble apoyo.

“Sólo un par de personas me preguntaron si esto era mi decisión porque era un niño”.

Y ella no podía creer que ellos pensarían que empujaría a su hijo a esto por ello.

La maestra de Dexter le sugirió a Mienna que ella y su hijo vieran algunos programas de televisión sobre niños transgéneros. Cuanto más veía Dexter, más preguntas tenía.

“Él me preguntó por qué lo hice mal. Le expliqué lo que significaba transgénero y dije que había una operación para que tuviera pene. Le dije que si todavía se siente así cuando sea adulto, puede optar o no por esta operación”.

Cuando lo llevaron al Centro Tavistock, Dexter preguntó varias veces si “iban a arreglarlo”.

En el pasado, ha sido más común que niños busquen tratamiento que las niñas, pero ha habido una marcada reversión recientemente, con 1.400 mujeres haciéndolo en año pasado, en comparación con 616 varones.

Algunos han atribuido esta subida a la presión creciente a la que están sometidas las muchachas, pero Mienna dice que “nunca se ha cruzado por la mente de Dexter que la vida será más fácil como muchacho. tampoco se trata de feminismo o ser gay”.

De hecho, ella dice que Dexter habla de tener esposa e hijos cuando crezca.

Aunque admite que Dexter aún “lucha” por encajar en su grupo de pares, dice que no le faltan los partidos de fútbol y las invitaciones de fiesta.

Damien McFadden

“Como cualquier madre, sólo quiero que mi hijo sea feliz” dice, “y realmente, mientras se sienta cómodo con lo que lleva puesto, no veo qué diferencia le hace a nadie más“.

SFuente

Deja una respuesta

Su dirección de correo electrónico no será publicada.