Lo veo lo leo y me lo creo

Su compañero queda inconsciente y él intenta revivirlo. No se da por vencido hasta despertarlo

Muchas personas tienden a pensar que los animales no tienen sentimientos como nosotros los humanos. Que no tienen alma o que su afecto hacia otro ser vivo es algo superficial, que no se inmutarían si uno de ellos estuviese herido o muerto. Obviamente estas personas están muy equivocadas, porque una y otra vez, los animales nos han demostrado que son capaces de sentir mucha más empatía por otro que lo que la humanidad como conjunto ha demostrado.

Las aves son un buen ejemplo. Estas suelen trasladarse en bandadas cuando buscan alimento o se van a vivir a otro lugar. Siempre están en compañía una de la otra y jamás dejarían a una en aprietos.

Así como los elefantes lloran sus muertos y se rehúsan a dejar su lado y los visitan con frecuencia, los pájaros también harán lo que sea por salvar a uno de los suyos, como es posible ver en este video.

Uno de ellos chocó contra un vidrio, algo que suele suceder pues no los distinguen, y cayó al suelo, inconsciente.

Su compañero evidentemente no podía creerlo pues al verlo ahí, apenas respirando, se acercó a intentar revivirlo como pudo. Lo picoteó varias veces durante casi 2 minutos, hasta que como por arte de magia, el otro pequeño volvió a mover y volar lejos de ese cruel edificio donde había chocado.

No se sabe cómo, pero quizás sólo se desmayó un rato y recuperó la consciencia gracias a la insistencia de su compañero. No es fácil saberlo, aunque sí es posible que un humano le realice reanimación cardiopulmonar a uno, así que quizás este pajarito hizo algo similar.

Nos alegramos de que esté sano y salvo.

SFuente

Deja una respuesta

Su dirección de correo electrónico no será publicada.