Lo veo lo leo y me lo creo

Tiene senos gigantes y decidió volverse “negra”. Hoy dice que su pelo se volvió “naturalmente africano”

La ex azafata alemana, de nombre artístico “Martina Big” primero quiso ser reconocida como la mujer con los pechos más grandes de Europa, y luego, quiso transformarse en un estilo de “Barbie exótica” y cambió el color de su piel a negro. Hoy se considera “africana” y dice que tiene cómo asegurarlo.

Esta mujer es adicta a la cirugía plástica. En un comienzo era así.

Facebook Martina Big
Facebook Martina Big

Pero se puso implantes de silicona hasta llegar a una talla 32S de sosténEs demasiado, ¿o no?

Martinabig.com

Según ella, quería lucir como la actriz Pamela Anderson.

Martinabig.com

No contenta con este primer gran cambio, quiso ser negra para convertirse en una especie de “Barbie exótica”. Para ello, se sometió a interminables sesiones de cama solar y a inyecciones de bronceado. Así, pasó de ser una mujer de características europeas, es decir, rubia, de pelo lacio y piel blanca, a tener rasgos africanos, con su piel morena.

Martinabig.com 

La mujer, que comenzó a realizarse cirugías en 2012, hoy asegura que su pelo se ha vuelto rizado -como lo tienen los africanos- sin ningún tipo de intervención.

“Estuve en mi peluquería africana para cambiar mis extensiones de pelo, y después de sacarlas noté cuánto ha cambiado la estructura de mi pelo“, dijo la joven de 29 años, quien además contó que lo comparó con el pelo de otros africanos del salón y eran muy similares. “Es la prueba clara de que ahora soy una verdadera mujer negra“, aseguró.

También dijo que sus ojos han cambiado de color y que se están pareciendo cada día más a los de las mujeres africanas.

Martinabig.com

Gran parte de la transformación de Martina es apoyada por su novio y asesor de estilo, Michael, quien también está en proceso de convertir su piel blanca a negra.

Martinabig.com

¿Tú pensarías que realmente es una mujer negra?

SFuente

Deja una respuesta

Su dirección de correo electrónico no será publicada.