Lo veo lo leo y me lo creo

Adolescente cometió brutal ataque con ácido contra compañera de escuela por “quitarle” al novio

A menudo me pregunto a qué edad realmente puedes diferenciar entre bien y mal, porque no es que mágicamente a los 18 años tu cerebro comience a procesar las cosas con una nueva y más madura perspectiva. Sigues siendo la persona que pocos años atrás tenía una batalla campal contra el acné y de pronto te podrían llamar a luchar en la guerra. Quizá más que hacerte responsable de tus actos tan abruptamente deberíamos promover la empatía desde el jardín de infantes.

Quizá así algunas personas realmente perturbadas no verían a sus parejas como objetos y nos ahorraríamos un montón de crímenes horrendos, como el que cometió Emily Bowen en su propia ESCUELA.

Bowen, de tan solo 18 años, fue dejada por su novio hace no mucho y cual no sería su sorpresa al descubrir que Molly Young, una de sus compañeras en la orquesta escolar, estaba saliendo con SU enamorado.

Se dejó llevar por los celos y googleó “ataques con acido” hasta encontrar una fórmula que la dejó satisfecha. Luego la puso en una repisa en la sala de música donde Young horas más tarde buscaría su instrumento.

El líquido era 91% ácido sulfúrico y cayó sobre sus piernas, causando quemaduras terribles. Los desesperados gritos de la joven alertaron a sus compañeros.

Alexander Lawrie</i

El Sheriff Michael O’Grady consideró el crimen “un acto de maldad pura”.

“Investigaste el tema y debes haber estado al tanto de las horribles consecuencias que sufriría cualquier persona mutilada de esta forma. Dejaste deliberadamente a una joven enfrentando un proceso aterrador. Pasará el resto de vida física y mentalmente marcada por este incidente”.

Fue vehemente al indicar que la corte no tolerará el uso de ácido en ningún acto criminal.

Emily Bowen fue condenada a 21 meses de cárcel.

SFuente

Deja una respuesta

Su dirección de correo electrónico no será publicada.