Lo veo lo leo y me lo creo

Y a ellas, ¿cuándo les toca hablar? Un foro sobre la lactancia materna no incluyó a ninguna mujer

“Uniendo esfuerzos por la lactancia materna” es el nombre del foro que organizó la Secretaría de Salud de México. Una cumbre que esperaba, entre otras cosas, lograr formar un diálogo transversal sobre los problemas y los cuidados requeridos durante los períodos de lactancia en las madres. Sin embargo, poco se vio de esta presunta unión. De a poco, comenzaron a llegar los miembros que conformarían la mesa. Los 7 eran hombres.

Twitter/@reginatames

Los participantes, autoridades y miembros de la industria farmacéutica y la Comisión Federal para la Protección contra Riesgos Sanitarios (Cofepris), no se mostraron extrañados al sentarse, con trajes y corbatas, a varios metros de todas las mujeres que habían asistido al foro. El presentador también era un hombre. Casi como si ninguno de ellos se hubiese cuestionado, en ningún momento, que la lactancia sea un tema inevitablemente femenino.

Pixabay

Impresionada, Reginta Tamés no supo a qué se enfrentaba cuando vio a los participantes de la discusión. Tamés es directora del Grupo de Información en Reproducción Elegida (GIRE) y sacó una foto de los miembros y la subió a su Twitter, destacando, por supuesto, la ausencia cualquier miembro femenino en el foro. La imagen ya ha recibido más de 26 mil likes, cerca de 5 mil comentarios, y ha sido retwitteada 13 mil veces. Esto, sin considerar que la foto también fue exportada y ha sido difundida mediante otras redes.

La vertical Verne, perteneciente al medio español El País, se comunicó con Tamés para preguntarle sobre su experiencia. Al ser contactada, Tamés habló de una manera abierta sobre su desagradable experiencia. Comenta que “Me invitaron porque GIRE trabaja en torno a que las mujeres puedan decidir si ejercen la lactancia o no y que no sean juzgadas si no amamantan. Publiqué la foto porque me pareció cuestionable no solo el tema de lactancia, sino que no se hace nada por incluir a las mujeres y solo contar con la versión de un grupo de hombres”, comentó.

Twitter/@reginatames

Ese mismo cuestionamiento fue el que Tamés generó en las redes sociales cuando subió la controvertida fotografía. Aparentemente, la sensación colectiva de las personas es que los hombres siguen tomando decisiones por asuntos que no necesariamente tienen algo que ver con ellos. A pesar de que probablemente alguien alegue que los foros tampoco debiesen componerse completamente por miembros del género opuesto, e idealmente no discriminar según este, queda más que expuesto el poco tino de la organización al momento de abrir una discusión sobre un tema en la que sus participantes no puedan aportar más que con cifras y experiencias ajenas que han llegado a recibir.

De hecho, Tamés recibió varias críticas que alegaban que no es necesario ser mujer para poder hablar sobre amamantar y la tarea de la lactancia como un fenómeno social. Los principales argumentos se basaban en que, del 1 al 7 de agosto se celebra la Semana Mundial de la Lactancia Materna, una iniciativa de la Organización Mundial de la Salud (OMS) para poder concientizar a las personas sobre la lactancia, y también para poder abrir la discusión y poner encima de la mesa el derecho a la lactancia. En la conferencia del martes, José Narro, secretario de Salud de México, habló principalmente sobre los esfuerzos estatales para evitar que se promueva la venta de la fórmula: el famoso sucedáneo de leche materna que, se ha concluido, no tiene en realidad propiedades necesarias para el desarrollo de un bebé.

Twitter/@reginatames

Tamés se refirió a estas críticas en su breve entrevista con Verne, y asegura que ella no es ninguna exclusionista de la presencia masculina en contextos que atañen solo a las mujeres: “Coincido en que los hombre también pueden y deben hablar de lactancia”, comenzó. “Pero no se ha de aportar únicamente la visión de estas personas, que son quienes toman decisiones y ostentan el poder”, dejando ver, así, que finalmente el tema trasciende a la mera presencia masculina, sino que se funda, más bien, en la burocracia de los procesos y cómo los hombres influyen en estos. Una cuestión de poder.

Twitter/@reginatames

El mismo día en el que se celebró la mesa sobre la lactancia, el Consejo Nacional de Ciencia y Tecnología (Conacyt) inauguró el Foro Nacional de Ciencia, Tecnología e Innovación 2018. Y ¡sorpresa!, tampoco había una sola mujer a lo largo de la mesa.

SFuente

Deja una respuesta

Su dirección de correo electrónico no será publicada.